miércoles, 25 de junio de 2008



Aquello fue Mundial

(miércoles 25 de junio, 3:00 AM)


"Nos dimos acá [por la boca], acá [brazo izquierdo] y en los glúteos." El volante peruano José Velázquez cuenta que así le respondió un jugador argentino al que le preguntó si habían jugado dopados. Se trata de uno de los momentos más espeluznantes del muy buen documental "Mundial 78. Verdad o mentira", del periodista Christian Rémoli, que trasmitirá Canal Encuentro hoy por la noche. "Hay drogas y dinero; por lo tanto, hay doping y soborno. Y todos saben eso, todos sabemos que existe", agrega Oscar Ortiz, uno de los campeones mundiales de 1978. El viernes será el turno de la presentación de un nuevo libro: Hechos pelota (el periodismo deportivo durante la dictadura militar 1976-1983, de Ediciones Al Arco). "El deporte escribe su autor, el periodista Fernando Ferreira sirvió de refugio para muchos. Sobrevivir sin mirar, sin oír, sin saber y, sobre todo, sin querer entender". Será el segundo libro en menos de diez días. El otro es "Fuimos campeones", del periodista Ricardo Gotta, que se decidió a escribirlo después de que su hijo Sebastián le preguntara sobre el 6-0 a Perú. El primer libro fue El terror y la gloria (Abel Gilbert y Miguel Vittagliano, 1998) y el segundo, La vergüenza de todos (El dedo en la llaga del Mundial 78) , del periodista Pablo Llonto, de 2005. El diario Página 12 reflotó el domingo pasado el documental "Mundial 78 La historia paralela", que había sido emitido en 2003 por Telefé. Libros y documentales dejan en un segundo plano la gloria deportiva. Hablan del 6-0, de doping y de manipulación política.
¿Acaso somos masoquistas? ¿Elegimos recordar sólo de modo incómodo el trigésimo aniversario de la conquista de nuestra primera Copa Mundial?
¿No tendrían acaso más sentido que revuelvan en la mugre los holandeses, derrotados por la Argentina en la final; los peruanos, víctimas del supuesto soborno, o los brasileños, autoproclamados "campeones morales" del 78? En Holanda, la prensa deportiva habló en estos días sólo de la Eurocopa. El periodista Marcel Rozer prefirió incluso renunciar al aniversario y aplazar unos meses la salida de su libro, que analiza por qué aquel fabuloso seleccionado naranja de los años setenta perdió dos finales consecutivas ante los dueños de casa, Alemania en el 74 y la Argentina en el 78. En Perú sí se habla del 6-0. Pero no del 6-0 del 78, sino del que propinó hace unos días Uruguay. Las encuestas piden las renuncias del DT José Chemo Del Solar y del presidente de la Federación, Manuel Burga. ¿Qué buscamos entonces nosotros, si al fin y al cabo fuimos los campeones? ¿Acaso ese Mundial no fue el inicio de una nueva y definitiva era de trabajo serio y planificado para los seleccionados argentinos? ¿Y no se ganó con un fútbol que, si bien fue más potente que preciosista, impuso una neta audacia ofensiva y arriesgó siempre por la victoria?
Pero no; aquí estamos, 30 años después, descubriendo que el dictador peruano, Francisco Morales Bermúdez, tenía a su hijo Paquito al frente de la delegación en el Mundial y realizó un sugestivo llamado telefónico al capitán Héctor Chumpitaz apenas horas antes del partido ante la Argentina, como cuenta Gotta en su libro, en el que ofrece demasiados indicios de arreglos entre militares como para seguir pensando aún hoy en la inocencia del famoso 6-0. Enterándonos de que hasta el mismísimo João Havelange, entonces presidente de la FIFA, estaba tan al tanto de lo que pasaba en la Argentina que llegó a pedirle a su admirado general Jorge Videla por un desaparecido brasileño, como dice Llonto en su libro. Y de que el almirante Eduardo Massera mandó matar al austero general Omar Actis (primer presidente del EAM 78) y quiso matar también al entonces secretario de Hacienda, Juan Alemann, como sugiere y cuenta el documental reflotado por Página 12 . Y de que Sergio Renán acepta que cargará "de por vida" con la "llaga" (como él la llama) de La fiesta de todos , el film de nombres famosos que ensalzaban a la Argentina mundialista de Videla, según confiesa el propio director en el documental de Rémoli. Y de que la mayor parte de los medios de prensa asistió silenciosa o cómplice a la fiesta de los goles y los cadáveres, como lo refleja el libro de Ferreira.
¿Y la Italia de Mussolini campeona del 34? ¿Y la Alemania campeona del 54 bajo la sombra del doping? ¿Y no hubo acaso dos arreglos bochornosos en el Mundial siguiente al de la Argentina, España 82, en los partidos Italia-Camerún y Alemania-Austria, este último tan grosero que un diario de Gijón directamente publicó su crónica en la página de policiales? ¿Y los arbitrajes escandalosos del Mundial 2002 que llevaron al ex campeón mundial de ajedrez Garry Kasparov a afirmar que jamás había visto una estafa deportiva como ésa? No todo puede ser manipulado. Si hubiese sido gol el remate de Rob Rensenbrink que pegó en un poste cuando terminaban los 90 minutos de la final, Holanda habría ganado por 2-1 y no se habría ido al alargue que permitió el triunfo por 3-1 de la Argentina. Pero el racconto que nos contextualiza otras miserias mundialistas es necesario, aunque no sirva para aliviar las nuestras.
¿Nuestras? ¿Es que acaso somos responsables de la dictadura, de sus crímenes y de festejar su Mundial manipulado y de gastos sin control, a gusto y piacere del almirante Carlos Lacoste? En 2003, cuando fue el vigésimo quinto aniversario, los campeones del 78 rechazaron compartir su recuerdo en el Monumental con organismos de derechos humanos, que querían sólo pedir al menos por los más de trescientos pibes nacidos en cautiverio que siguen sin recuperar su verdadera identidad. Muchos jugadores, especialmente el DT César Menotti, se negaron creyendo tal vez que ello habría implicado admitir culpa, o vergüenza, por haber jugado y ganado el Mundial. Por haberse prestado a la manipulación, aunque jamás se escuchó a alguno de ellos, aun en esas horas de puro chauvinismo, dedicar el triunfo a los militares del Proceso. O como si ellos hubiesen sido únicos protagonistas de un Mundial que fue festejado por casi todos. Unos, saltando desaforados con los gritos del Gordo Muñoz y los goles de Kempes. Otros, saliendo a festejar, pero negándose al menos a tocar las bocinas de sus automóviles. Otros, desahogándose con un grito de gol en su prisión de la ESMA, a 700 metros del estadio de River. Y otros, mientras había quienes sólo lloraban de dolor, subidos a los pulgares ensangrentados y felices del general Videla, como socios directos del horror.
Algo cambió ahora. Este domingo, en River, recordarán la fecha varios de los futbolistas campeones del 78 con víctimas directas de la represión. Estarán, entre otros, Héctor Baley, Luis Galván, Jorge Olguín, Alberto Tarantini, Omar Larrosa y Leopoldo Luque. "El sistema escribió una vez Eduardo Galeano nos vacía la memoria, o nos llena la memoria de basura y así nos enseña a repetir la historia, en lugar de hacerla." Y 30 años después aquí estamos. Tal vez excesivos, melancólicos, oportunistas e inevitablemente parciales. Pero, también, acaso intentando hacer la historia. Para no repetirla.

La Secretaría de Extensión y Transferencia de la Facultad de Psicología, a través de su Programa de Derechos Humanos, y el Programa Cultural "El estar en la cultura", tienen el agrado de difundir la presentación de un nuevo libro con participación de Osvaldo Bayer.



















martes 24 de junio de 2008

Opina la Comisión Organizadora
Habrá tres mega eventos en la Provincia


Nuestra Provincia será sede de la próxima Cumbre de Presidentes del MERCOSUR.
En este marco se vienen dando y se darán un conjunto de reuniones y encuentros vinculados a la temática de la Integración Latinoamericana en general y de la integración representada por el MERCOSUR propiamente dicho; tras el objetivo de aportar al debate, la concientización y la profundización del proceso en marcha, de Unidad de nuestros pueblos.
En este sentido, habrá tres mega-eventos, a saber: la Cumbre Oficial de los Presidentes, la Cumbre Social y Productiva promovida por la Cancillería a través de sus programas gubernamentales permanentes para la sociedad civil (coordinadas por la Secretaría de Relaciones Internacionales a cargo de Vitar y por Oscar Laborde de Cancillería); y la Cumbre de Organizaciones Populares Por la Integración Soberana, autoconvocada por organizaciones sociales, políticas y populares en los marcos de la Alianza Social Continental y las Cumbres Populares que acompañan a las reuniones de Presidentes desde Mar del Plata en adelante; y que esta vez se centrará en el eje de la relación de los movimientos sociales con la política y los gobiernos progresistas surgidos tras la crisis neoliberal (coordinada por movimientos sociales y políticos como Barrios de Pie, Evita, F. Transversal, PT de Brasil, MPP de Uruguay, PSVU de Venezuela, Libres del Sur de Argentina, etc..).

Sintetizando, dos son eventos gubernamentales (Cumbre de Presidentes y Cumbre Social y Productiva), y se realizarán en el perímetro de edificios gubernamentales que rodean la Plaza Independencia. Y uno es propiamente de los movimientos sociales y populares, que buscaremos una confluencia desde la cual llevar nuestras conclusiones y agendas de trabajo a los Presidentes, a través de las Cancillerías. Esta, nuestra Cumbre, tendrá presencia de compañeros de todo el continente, y se realizará en las instalaciones de la Universidad Tecnológica, y mantendrá un Encuentro con los Presidentes tras la finalización de la Cumbre Oficial.-
Hugo Sánchez – Ricardo Camuñas – Héctor Romano – Maximiliano Burckdwardt – Sara MradPor COMISION ORGANIZADORA DE TUCUMAN-- http://www.cumbredeorganizacionespopulares.blogspot.com/



Jornada internacional derecolección de firmas y adhesiones
PARA ANULAR LA LEY DE CADUCIDAD27 de Junio de 2008 – Por verdad y justicia

El próximo 27 de junio, fecha aniversario del golpe de estado de 1973, en todas las ciudades del mundo los uruguayos y los amigos del Uruguay manifestaremos nuestro apoyo concreto a la campaña por la nulidad de la Ley de caducidad.La Coordinadora Nacional por la Nulidad de la Ley de Caducidad, junto con la Asociación ¿Dónde Están? (Francia y Suiza) ha convocado a todos los compatriotas y a todas las organizaciones uruguayas en el exterior a celebrar una jornada internacional de lucha contra la impunidad en Uruguay.Las organizaciones de uruguayos de Argentina, Australia, Bélgica, España, Francia, México, Suecia y Suiza ya han confirmado su participación en esta jornada.Invitamos a todos los medios de comunicación nacionales e internacionales a difundir una nueva acción de la sociedad civil en defensa de los derechos humanos y contra la impunidad.Algunas de las actividades ya confirmadas:

Barcelona (España)Jornadas de recolección de firmas27 y 28 de junioAsociación de uruguayos en Catalunyaauc@uruguayosencatalunya.comBruselas (Bélgica)Jornada, Coloquio y Adhesiones 27 de junioPlaza de la BourseEpectáculo musical - camdombe y distribución de material escrito explicando la infamia que constituye la ley de caducidad.Red Alternativas y Solidaridadalternativas.uruguay@gmail.com
Estocolmo (Suecia)
Exibición de cine testimonio y recolección de firmas
27 de junio, 19:30 hs.
Triskel Kultur Center
Casa Uruguay en Estocolmo
cuestocolmo@gmail.com
Ginebra (Suiza)
Jornada de difusión
27de junio
Publicación en diarios locales de texto informativo sobre Ley de Caducidad.
Donde están? Suiza
dondeestan@bluewin.ch
Gotemburgo (Suecia)
Jornada de recolección de firmas
27 de junio
Instalación de 2 mesas volantes en coordinación con el GRUPO VIDA, para que los que aún no han firmado, puedan hacerlo.
Zona Centro: 031-3302811, teléfono celular 0704 940796.
Zona Angered: 031–7156192, teléfono celular 0739 289840.
Comité de Base del FA 'Luciano da Silva'
elgrupo@live.se

Madrid (España)
Jornada de recolección de firmas
28 de junio, a partir de 13 hs.
Sede de la Escuela Sindical de CC. OO. 'Juan Muñiz Zapico'
Comité de Base, 'Gral. Carlos Zufriategui'
aquivega@yahoo.es

México (México) Acto27 de junio de 2008, 18.00 horas Universidad Autónoma de la Ciudad de México, Plantel Colonia del ValleParticipantes: del Dr. Iván Gómez César, Director del Centro de Enlace Comunitario, UACM; Ibraim Ford, por el Comité del FA en México; Ana Buriano, por la Comisión de uruguayos en México; Senadora Rosario Ibarra de Piedra, Presidenta de la CDH del Senado Comisión de Uruguayos en México ana_buriano@hotmail.com

Paris (Francia)
Concentración
27 de junio, a partir de las 19 hs.
Local del CICP ( La Parrilla)
En la reunión se repudiará una vez más el golpe de estado, del cual se cumplen 35 años, se recordará a todas las víctimas de la dictadura, se proyectará varios videos sobre la lucha y la memoria histórica del pueblo uruguayo y se dará lectura pública de una declaración.
¿Dónde Están?, Amitiés France Uruguay, Artesss, Comité FA Jorge Carrozino, Consejo Consultivo de Paris, Orilla 3, Ultimos Charrúas.
dondestan@gmail.com

Uppsala (Suecia)
Jornada de recolección de firmas27 de junio, 17:30 hs.Local de CETALCasa Uruguay de Uppsala con el apoyo de los grupos solidarios; CETAL, Bolivia Chasqui, Radio Latinoamérica y Comité contra la impunidad.veronika.engler@bredband.net


Seguiremos informando sobre las distintas acciones que se emprendan. Coordinadora Nacional por la Nulidad de la Ley de CaducidadComisión para Uruguayos en el exteriorcnnexterior@gmail.comInternet: http://nulidadleycaducidad.democraciadirecta.org.uyhttp://nulidadleycaducidad.blogspot.com



Miércoles 25 de junio de 2008
Edición impresa Politica Nota
Otro testigo aseguró que las cuatro víctimas estuvieron en La Perla



Héctor Kunzmann dio nuevos detalles sobre el funcionamiento del centro de detención ilegal.
José Ángel VillalbaDe nuestra Redacciónjvillalba@lavozdelinterior.com.ar
En el comienzo de la quinta semana de audiencias en el juicio a Luciano Benjamín Menéndez y otros siete imputados por violaciones a los derechos humanos en Córdoba, un testigo declaró ayer que en el campo clandestino de detención La Perla estuvieron detenidos las cuatro víctimas que motivan este juicio (Humberto Brandalisis, Hilda Flora Palacios, Carlos Lajas y Raúl Cardozo). El testigo Héctor Kunzmann remarcó también que "todos los imputados en esta causa torturaban y secuestraban". Este es el segundo testimonio con referencias directas a las víctimas, ya que anteriormente se había pronunciado en similares términos Mirta Iriondo. Como ocurriera anteriormente con otros testimonios, el testigo dio detalles de lo que le tocó vivir durante aproximadamente dos años que permaneció detenido en La Perla, a disposición de los militares pero sin intervención de la Justicia ni de las autoridades nacionales. Oriundo de Paraná, Entre Ríos, militante de Montoneros, el testigo declaró que en aquellos años su padre y un cuñado hicieron gestiones para saber su destino en el Tercer Cuerpo de Ejército, pero les negaron que se encontrara detenido en ese lugar. Kunzmann señaló que estuvo un tiempo asignado al taller, un galpón donde se guardaban los vehículos, encargado del mantenimiento, y antes había realizado tareas de oficina. En el taller, agregó, pudo conocer más detalles de lo que ocurría, como por ejemplo los fusilamientos de prisioneros dentro de predios del Ejército, o los asesinatos de detenidos que luego se presentaban como "enfrentamientos". Reveló que vio a dos detenidos, Fernández Zamar y María Luz Ruarte, de Montoneros, que fueron torturados hasta la muerte, y lo mismo ocurrió con un jovencito de apellido Monjeau, a quien ellos le decían "Bebé", precisamente por ser muy chico. Los cuatro. Asimismo, relató que vio en La Perla a los cuatro jóvenes de esta causa, quienes luego fueron asesinados en uno de los procedimientos conocidos como "ventilador", nombre dado a los supuestos enfrentamientos. Reconoció fotos de Lajas y de Cardozo y señaló que éste era dibujante y les hizo dibujos a varios detenidos, entre ellos a Iriondo, por entonces pareja del testigo. Contó que en una ocasión, Jorge Exequiel Acosta, uno de los jefes de La Perla, le dijo que para Navidad lo iba a enviar a Paraná a ver a su familia y luego lo buscarían. Dijo que así fue y esas fiestas pudo estar con sus padres, pero no se le ocurrió nunca escapar, porque Acosta lo había amenazado con perseguirlo y matarlo a él y a toda su familia, "hasta la quinta generación". Reveló que como temía que lo detuviera la policía de Entre Ríos, Acosta le recomendó que se presentara ante un amigo suyo en aquella provincia, un militar de apellido Navone, contacto que le resultó útil, porque no permitió que lo dejaran detenido allí. Ante una pregunta, el testigo señaló que ese militar sería Paul Alberto Navone, quien vivía en Ascochinga, Córdoba, y murió hace poco tiempo, presuntamente por suicidio, cuando fue citado por la Justicia de Entre Ríos por el robo de bebés en el Hospital Militar de Paraná. Contó que junto a Iriondo, con la cual tuvo una hija en cautiverio, estuvieron un tiempo bajo "libertad vigilada", con visitas, advertencias y amenazas frecuentes, hasta que decidieron viajar a Brasil, simulando una salida de vacaciones. Allí pidieron refugio a Naciones Unidas, y después se trasladaron a Suecia, país donde se radicaron y del cual tuvo un emocionado recuerdo y agradecimiento. Finalmente, Kunzmann pidió permiso al Tribunal y leyó una larga lista de niños hijos de desaparecidos, como también de mujeres embarazadas que fueron fusiladas, entre ellas una que llevaba un período de gestación de ocho meses y medio.




YA SALIO LA REVISTA DEL CENTRO BARRIAL PANCHO RAMIREZ .


EL OBJETIVO DE ESTA PUBLICACION ES LOGRAR LA UNION Y COMUNICACION ENTRE LOS SECTORES POPULARES.









ACTIVIDADES DEL CENTRO: APOYO ESCOLAR,BIBLIOTECA,REDACCION,REVISTA,GRUPO CORAL FOLCLORICO,ROPERO COMUNITARIO,MERIENDA LOS DIAS JUEVES Y SABADOS Y EDUCACION POPULAR LOS ESPERAMOS A TODOS SANTA CECILIA 1718/TEL:4800055. MAR DEL PLATA; EMAIL:CORRALAVOZ@GMAIL.COM.AR



El último cronograma del Encuentro sobre Archivos de la Represión y Juicios por Delitos de Lesa Humanidad es el 2 y 3 de julio.




















Asunción, 21 de junio de 2008.-
COMUNICADO DE PRENSA

El edificio de la ex Dirección Nacional de Asuntos Técnicos, "La Técnica", Asuncion,Paraguay, donde actualmente funciona el Museo de las Memorias: Dictadura y Derechos Humanos ha sido reconocido como "Bien Cultural de la República" y el jueves próximo 26 de junio durante la Jornada Internacional de la ONU en Apoyo a las Víctimas de Tortura, se realizará a partir de las 10 hs, un acto alusivo con la presencia de autoridades nacionales e internacionales y líderes de organismos de Derechos Humanos.
La ceremonia está organizada por el Museo y la Mesa Memoria Histórica, conjuntamente con Amnistía Internacional Paraguay y el Centro de Información de las Naciones Unidas.
La categorización del edificio fue realizada por la Dirección Nacional de Patrimonio Cultural de la Secretaría Nacional de Cultura mediante la Resolución 05/2008 y es la primera vez que el Estado Paraguayo reconoce la existencia de este tipo de sitios y lo coloca bajo el amparo de la Ley 946/ 82.
El edificio situado en la calle Chile con los números 1072 y 1066, fue la sede de la mencionada Dirección de Asuntos Técnicos, organismo creado por la dictadura de Alfredo Stroessner el 3 de mayo de 1957 y clausurado el 22 de diciembre de 1992, tras el descubrimiento del Archivo del Terror por el Dr. Martin Almada,Defensor de los Derechos Humanos.Tuvo un único director Antonio Campos Alum (que continua prófugo de la Justicia) y un asesor enviado por el gobierno de los Estados Unidos de Norteamérica, el coronel y abogado Robert F.K. Thierry quien instruyó a fuerzas policiales y militares en las denominadas "técnicas antisubversivas" y en lo que posteriormente se conoció como manuales de interrogatorios de la CIA con el uso sistemático de la tortura. Los testimonios de las víctimas estimadas en varios miles, señalan que en el edificio actuaban varios torturadores y un servicio de espionaje que fue responsable del clima de terror imperante en Paraguay durante varias décadas.
Por ello, el próximo jueves se descubrirán placas recordatorias, se rendirá homenaje a las personas detenidas y torturadas en el sitio y se exhortará a continuar la lucha contra la impunidad de los paraguayos y paraguayas detenidas y desparecidos durante la dictadura stronista. Al mismo tiempo, se exhortará a las fuerzas policiales a abandonar la práctica de la tortura y a la opinión pública que tome conciencia sobre las consecuencias físicas, psicológicas, sociales, económicas y culturales que la misma continua produciendo en las diferentes regiones del mundo. Recientemente el Informe 2008 de Amnistía Internacional reveló cifras alarmantes y en octubre pasado, se conoció el Informe del Relator de las Naciones Unidas sobre, Manfred Nowak, quien dijo hoy que la policía paraguaya continúa recurriendo a esa práctica para extraer confesiones de los detenidos, sobre todo durante los primeros días. –
Por ello, se invita a la ciudadanía a honrar con su presencia tan importante acto sabiendo que se trata de un DIA DE MEMORIA, DE PERSEVERANCIA Y DE ESPERANZA EN LA JUSTICIA.

MARIA STELLA CACERES A.
Directora
MUSEO DE LAS MEMORIAS. DICTADURA Y DDHH






Lucía luchó para hacer realidad una patria justa, libre y soberana, una patria donde hubiera trabajo, salud y educación para todos.



Dio su vida por un proyecto de liberación nacional y social. Hoy a 32 años de su desaparición seguimos recordando su historia...

Lucía Cullen formaba parte de ese colectivo que tan brillantemente definió Oesterheld en el Eternauta en donde el héroe no es uno sino que es el héroe colectivo, un héroe de compañeros. Lucía fue parte de ese héroe colectivo y no por eso fue anónima, tuvo nombre y apellido.

Este es nuestro homenaje a la compañera Lucía Cullen y a todos los Trabajadores Sociales que creyeron y lucharon por un país más justo.


Lucía Cullen PRESENTE !!!

22 de junio de 2008
Agrupación Lucía CullenPorque creemos que otra historia puede ser posible…















Comunicado de FM FREEWAY 94.5
Comunicado de FM FREEWAY 94.5
El día lunes 23 de junio por la mañana, esta radio fue víctima de un allanamiento bajo la figura de secuestro preventivo.
Tres funcionarios de la Comisión Nacional de Comunicaciones junto con la Policía Federal irrumpieron en la radio y se llevaron nuestros equipos de transmisión que nos permiten salir al aire todos los días, amparándose en la arcaica ley de Radiodifusión de la última dictadura militar que aún sigue vigente.
Ayudanos a comunicar e informar este atentado contra la libertad de expresión.
Boca en boca para que se sepa y no se callen las voces independientes.
FM FREEWAY 94.5 por ahora transmitiendo solo en internet en http://www.freewayrock.com.ar. Hasta que recuperemos el derecho constitucional de ejercer la comunicación independiente.
Adhesiones al 4 443 6858 o en el foro de la radio.
FREEWAYROCK 94.5 LA RADIO DEL ROCK INDEPENDIENTE.
La UTPBA y FM Freeway se reunieron con el COMFER
Reclamaron la inmediata reapertura de la emisora del oeste del Gran Buenos Aires24 de junio de 2008Los responsables de la radio FM Freeway y miembros de la Unión de Trabajadores de Prensa de Buenos Aires, UTPBA, se reunieron hoy, martes 24, con autoridades del Comité Federal de Radiodifusión, COMFER, para denunciar el decomiso que sufrió la emisora ubicada en Ramos Mejía, ciudad de la zona oeste del conurbano bonaerense, y exigir la inmediata restitución de los equipos que posibilite su regreso al aire.Omar Moreti y Leandro Cravé, directores de Freeway Rock, explicaron durante una reunión con Gonzalo Carabajal, de la Dirección de Normalización del COMFER, que en la mañana del pasado lunes tres funcionarios de la Comisión Nacional de Comunicaciones, CNC, junto con personal de la Policía Federal, se presentaron en la radio con una Orden de Allanamiento bajo la figura de ?Secuestro Preventivo?.Moreti y Crave, quienes estuvieron acompañados en la reunión por Héctor Sosa, responsable del Área de Comunicación de la UTPBA y Diego Della Corna, integrante de la organización, reclamaron la devolución de los equipos ,para volver a transmitir y garantizar la fuente laboral a más de 80 trabajadores de prensa y sus familias.Nosotros traemos la exigencia de miles de trabajadores, periodistas, oyentes, comerciantes, artistas independientes y actores sociales que están vinculados a la radio desde hace 11 años?, señalaron Moreti y Cravé.Sosa calificó el episodio como un claro atentado contra la libertad de expresión y el derecho a la información, de un medios que viene cumpliendo desde hace más de una década un rol social en su zona de influencia.Al mismo tiempo, Sosa remarcó que: llama la atención que se produzca un cierre de una emisora en momentos en que desde el propio gobierno y desde organizaciones ligadas a la prensa se coincide en la necesidad de elaborar una nueva ley de radiodifusión que reemplace la que rige desde los años de la dictadura.La UTPBA dejó en claro ante el COMFER que impedirá, junto a los trabajadores de Freeway , a los oyentes, a todas las organizaciones locales y a los integrantes de la comunidad, cualquier intento de cierre de la emisora, y recordó que continúa vigente la acción política enmarcada en la defensa de las radios locales, regionales y locales.Cabe destacar que Moreti y Cravé se pronunciaron en defensa de cientos de medios de comunicación que padecen la misma persecución, y también indicaron que con esta práctica, que no es nueva, se viola un pilar de los derechos humanos como lo es la comunicación.Los más de 10 años de funcionamiento, con un rol social destacado en la difusión de la cultura de la zona oeste del Gran Buenos Aires, lograron que en pocas horas miles de personas desde todo el país nos enviaran muestras de apoyo y solidaridad, y expresaran que se encuentran dispuestos a defender este medios social de comunicación, advirtieron los responsables de la radio.


25 de Junio de 2008
APDH de Azul
22 de junio de 2008
Se realizó con éxito en Azul la Muestra por Identidad, Memoria y Justicia

Más de 1200 alumnos recorrieronla historia reciente del paísy de Azul – la dictadura y su impacto en nuestros días - el conflicto del diario El Tiempo con la APDH de Azul y las declaraciones del Cura París fueron temas de exposición en la Muestra – intenso debate con Marcelo Parrilli al cierre de las jornadas -
Con la visita de algo más de 1200 alumnos de distintas escuelas de Azul, se cumplió en nuestra ciudad la exhibición de la Muestra por Identidad, Memoria y Justicia.-Esta muestra itinerante que recorre la Provincia de Buenos Aires fue traída por SUTEBA en organización conjunta con la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos de Azul, organismo que en la ocasión integró al trabajo del gremio docente aspectos de la historia local y del impacto de la dictadura en nuestros días.- En el marco de esta exposición que estuvo abierta al público durante los días 17, 18 y 19 último, se desarrollaron distintas actividades, entre las cuales se destacó la charla a cargo de Marcelo Parrilli sobre Justicia y Terrorismo de Estado, que suscitó una extenso y nutrido debate con el público al introducirlo en la discusión de los temas que concitan la atención del país y con el que se dio por finalizado el ciclo de conferencias en el marco de la Muestra.-

Por su parte, el Dr. Mario Alberto Juliano, Juez del Tribunal Oral en lo Criminal del Departamento Judicial Necochea y presidente de la Asociación Pensamiento Penal disertó sobre “Libertad de expresión vs Protección del honor. Una mirada desde la jurisprudencia de la C.I.D.H. a partir del caso Kimel", comentando los aspectos centrales del último fallo de la Corte Internacional y dirigiendo una fuerte crítica hacia los operadores de la Justicia local.El Tiempo y la Iglesia

Particular interés despertó entre la concurrencia la presentación del documental “Acto de amor”, realización de los videastas de la APDH de Azul, Lic. en Com. Soc Fernando Wilhelm y Guillermo Fittipaldi, con la cámaras de Tucho Zubiría, trabajo que aborda aspectos relativos al conflicto que mantiene el Diario El Tiempo con la APDH local, mientras que a través del especial “Sotana negra, pañuelo blanco”, del programa televisivo local “A 3 Bandas” que conduce Andrea Castro y el panel de periodistas locales que la conductora integró junto a Virginia Navarro y Laura Alfano, tuvo tratamiento lo sucedido en nuestra ciudad, a raíz de las últimas declaraciones del cura de la Iglesia Catedral Miguel Angel París.-
Un integrante del equipo de documentalistas DocSur, de la Universidad Nacional de La Matanza estuvo en la Muestra para concretar la proyección del cortometraje “héroes”, realización del grupo que versa sobre las figuras del Che y el periodista Jorge Ricardo Masetti, fundador de Prensa Latina.-A su vez, la Secretaria de Derechos Humanos de SUTEBA Central, Rosana Merlo, disertó sobre aspectos de la Ley de Promoción y Protección Integral de los Derechos de los Niños/as y Adolescentes –Ley Provincial nro. 13.298-El testimonio de Susana Yaben, ex detenida-desaparecida de Azul, que estuvo secuestrada en el centro clandestino de detención donde actualmente funciona el Jardín Maternal Rubén César De Paula, significó la posibilidad de conocer, a través de su caso, cómo operaba el aparato represivo en nuestra ciudad.-Las jornadas, que se desarrollaron en el salón de actos del Colegio Nacional Esteban Echeverría, fueron de intensa actividad y participación de la comunidad educativa y población en general y como testimonio del paso de los alumnos quedaron sus registros en los numerosos afiches que ellos mismos confeccionaron.-

---------------------------------------------
PRENSA APDH AZUL
Fernando Wilhelm
54-02281-15405738
E-mail: feraw_2010@yahoo.com.ar
http://www.apdh-azul.blogspot.com/




PRISION PERPETUA PARA MUSA AZAR POR EL DOBLE CRIMEN QUE TERMINO CON EL PODER DE CARLOS JUAREZ EN SANTIAGO DEL ESTERO
La cárcel, el lugar para un represor
Un tribunal condenó a Musa Azar como instigador y encubridor de las muertes de Patricia Villalba y Leyla Nazar. Su hijo “Musita” fue absuelto. El caso ocurrió en 2003 y terminó con la intervención a la provincia. Musa Azar actuó en la represión de la dictadura.



Por Carlos Rodríguez
Desde Santiago del Estero
En un marco de tensión y en medio de extraordinarias medidas de seguridad, el comisario general retirado de la policía provincial Musa Azar fue condenado ayer a prisión perpetua como instigador y cabeza visible de una “asociación ilícita” a la que la Justicia provincial encontró culpable del doble crimen de La Dársena, ocurrido a comienzos de 2003, cuyas víctimas fueron las jóvenes Patricia Villalba y Leyla Nazar. Junto con Musa Azar recibieron la misma pena a perpetua los policías Jorge Pablo Gómez, Francisco Daniel Mattar y Héctor Bautista Albarracín, imputados como partícipes primarios en el doble crimen, mientras que el carnicero José Patricio Lludgar fue condenado a 22 años de cárcel, en su caso por “homicidio simple”. En un fallo del que sólo se conoció el veredicto –los fundamentos se difundirán recién el 31 de julio– y que deja abiertos muchos interrogantes, los jueces resolvieron absolver de culpa y cargo a los otros 11 imputados, entre ellos Musa Antonio Azar Cejas, hijo de Musa Azar, y su madre, Marta Noemí Cejas.
Lo que más llama la atención es la absolución de “Musita” Azar –luego de la lectura del fallo se abrazó efusivamente con su padre–, dado que la fiscal del juicio, Olga Gay de Castellanos, había solicitado para él una pena de 13 años de cárcel, por entender que junto con Lludgar habían sido los autores materiales del asesinato de Leyla Nazar. Es obvio que el criterio de los jueces fue totalmente opuesto a la visión de la fiscal, dado que no sólo absolvieron a uno de los supuestos autores, sino que le aplicaron una pena mayor –22 años– al otro imputado, el carnicero Lludgar, cuyos familiares ayer clamaron por su inocencia. Fueron acompañados, incluso, por Amira Nazar, la tía de Leyla. Por todo esto genera expectativas saber cuáles serán los argumentos del tribunal respecto de la responsabilidad de Musa Azar. Según la fiscal, una de las razones por las cuales se involucró en el doble crimen fue la de encubrir a su hijo Musita, ahora absuelto.
Los jueces Osvaldo Pérez Roberti, Graciela Viaña de Avendaño y Margarita Piazza de Montoto resolvieron condenar a Musa Azar por homicidio triplemente calificado y por ser la cabeza visible de una “asociación ilícita” que no sólo asesinó a Patricia Villalba para evitar que ésta denunciada el homicidio de Leyla Nazar, del que se había enterado, sino también por “alterar el orden público” con su accionar. El único de los condenados por el cual nadie del público levantó ayer la voz para defenderlo fue el comisario general retirado Musa Azar, ex subsecretario de Informaciones de la Policía de Santiago del Estero durante la dictadura militar y en sucesivas gestiones constitucionales de los ex gobernadores peronistas Carlos Juárez y su esposa Mercedes Nina Aragonés. Musa nació el 6 de junio de 1936. Tiene 72 años cumplidos y podría pedir el cumplimiento de la pena en su domicilio, en razón de su edad.
Además de estar imputado de varios crímenes ocurridos en los últimos años, Musa debe afrontar otro proceso oral porque está acusado de haber cometido delitos de lesa humanidad durante la dictadura. Ayer, en contra de lo que se esperaba, Musa dijo que no tenía nada que alegar antes del veredicto. Estuvo serio, sin hacer gestos, cuando escuchó su condena y esbozó una leve sonrisa cuando escuchó que habían absuelto a “Musita”. Esta absolución también despertó tibios aplausos entre las personas que colmaron la sala contigua a la que se realizó el juicio, destinada al público y a la prensa, que siguió todo el juicio, a lo largo de ocho meses y un día, a través de una pantalla de video.
El que sí habló fue “Musita”, quien juró ser inocente. “No conocía a la víctima”, dijo en relación con Leyla Nazar, a la vez que sostuvo que la acusación en su contra fue “producto de la ingerencia del poder político”. En una intervención anterior, durante el desarrollo del juicio, “Musita” había llegado a insinuar que su padre, el ex todopoderoso subsecretario de Informaciones, podría tener “más información” –valga la redundancia– sobre cómo habían ocurrido los dos asesinatos. Y lo instó a relatar frente al tribunal todo lo que pudiera saber.
Además de absolver a Musa Antonio Azar Cejas por la imputación de homicidio, el tribunal también dejó libre de sospechas a su madre, Marta Noemí Cejas. La habían acusado de encubrir a su propio hijo, una imputación que a priori resultaba endeble, teniendo cuenta el vínculo familiar que los une. Ayer –una rareza en ella–, la mamá de “Musita” tampoco abrió la boca para defenderse, habida cuenta de que la fiscal había pedido su absolución. Los otros absueltos fueron Daniel Silvestre Rivero (le imputaban el cargo de homicidio simple por el caso Leyla); Mario Leopoldo Corvalán, el ex diputado provincial Carlos Alfredo Anauate, Javier Humberto Juárez y Ramón Alberto Palacios (todos estaban acusados de encubrimiento agravado); Eduardo Antonio Abdala (asociación ilícita y encubrimiento agravado); Daniel Eduardo Moukarzel (coacciones reiteradas); Diego Pablo Sonzoni (adulteración de instrumento público) y el primer investigador policial, Luis Roberto Cejas, quien estuvo acusado por “abuso de autoridad y encubrimiento agravado”.
El último día del juicio por el caso más grave que recuerda la justicia santiagueña –ahora viene el juicio por los crímenes de lesa humanidad ocurridos durante la dictadura militar– se desarrolló en un marco de severas medidas de seguridad. “Los policías que estarán en la sala donde se hace la audiencia (cerca de veinte uniformados) no tendrán armas, porque el tribunal cree que puede haber incidentes cuando se lea la sentencia y quiere evitar complicaciones”, comentó un vocero de prensa del Palacio de Justicia poco antes de que comenzara la audiencia.
No hubo violencia, finalmente, pero sí se escucharon llantos, gritos e insultos, en su mayoría en contra del tribunal por las condenas dictadas. Los más ofuscados, como siempre a lo largo del proceso, fueron los familiares del policía Francisco Daniel Mattar, condenado a perpetua. “Manga de putos delincuentes”, gritaba una hermana de Mattar mientras bajaba las escaleras, luego de escuchar el fallo. “¿Palacio de Justicia le llaman a este antro de delincuentes y coimeros?”, siguió gritando la mujer, que incluso llegó a increpar a sus familiares porque lloraban. “Hay que irse de acá con la frente alta. Esto fue un circo.”
Amira Nazar, tía de Leyla, una de las víctimas, insistió en que al juicio “le faltaron algunos nombres importantes” y requirió: “Yo quiero que me traigan a (Néstor Carlos) Ick”, propietario del hotel Carlos V, el más lujoso de Santiago.
El nombre le fue puesto en homenaje a Carlos Juárez y a su quinto mandato como gobernador de la provincia. En ese lugar, según una hipótesis que fue descartada en el juicio, se habría realizado la fiesta de “sexo y droga” en la que supuestamente fue asesinada Leyla Nazar. En su acusación final, la fiscal Gay de Castellanos no pudo precisar el lugar en que se produjo el asesinato de la chica. Son muchas las dudas y controversias que tuvo el juicio. Pocos esperan que la verdad total pueda surgir de los fundamentos del fallo, que se conocerán a fines de julio.
Ayer fue imposible hablar con los padres de Patricia Villalba. Su mamá, Olga Azucena Díaz, sufrió un shock nervioso al finalizar la lectura del veredicto y le subió la presión. Acompañada por su marido, Juan Domingo Villalba y por su hija Karina, la mujer fue sacada en ambulancia de los tribunales y llevada a una clínica. Además de las condenas y absoluciones, el tribunal ordenó que se les pague, a los padres de Patricia, la suma de 170 mil pesos para cada uno de ellos, como resarcimiento por el “daño moral” recibido. Fue rechazado el resarcimiento solicitado, por separado, por distintos familiares de Leyla. Una de las juezas opinó que sólo se debía resarcir, con la suma de 20 mil pesos a cada una por el “daño psicológico”, a las tres hermanas menores de la joven.




Una sentencia justa”

Por Carlos Rodríguez
“Nosotros habíamos pedido prisión perpetua para los que consideramos que habían sido los protagonistas del asesinato de Patricia Villalba y el tribunal nos dio la razón, de manera que estamos conforme con el juicio.” El abogado querellante Rubén Arroyo, que representó a la familia de Patricia Villalba, dio su opinión sobre el veredicto. “Como aspecto singular podemos señalar que se trataba de un juicio muy complejo por la excesiva cantidad de imputados y por los delitos que se habían cometido, lo que obligó a que la audiencia se prolongara demasiado tiempo”, comentó Arroyo.
El abogado cordobés, que fue secundado por su hijo, Juan Arroyo, sostuvo que se iban “con la convicción de que el tribunal ha dictado una sentencia justa y que no se dejó influenciar por el medio social y por las circunstancias políticas en que estos hechos ocurrieron”, en referencia a la caída del juarismo, encarnado por los ex gobernadores Carlos Juárez y Nina Aragonés, para quienes trabajaba el comisario Musa Azar. Lo único que mencionó, como diferencia con el fallo, fue la condena de José Patricio Lludgar, sentenciado a 22 años de cárcel.





Miércoles, 25 de Junio de 2008
LA HISTORIA DE UN CASO EMBLEMATICO
El fin de la era juarista


Por Alejandra Dandan
Jounes Bshier ni siquiera podía pronunciar su nombre. Llegó a Buenos Aires, perdido, dos meses después de que le hubieran matado a su hija, golpeando las puertas que en Santiago del Estero no se le abrían. En el bar de la esquina del diario se sentó a intentar explicar algo parecido a un delirio. Una fiesta de sexo y drogas con los hijos del poder de Santiago, que hasta entonces era una de las provincias en las que todavía resistían las figuras gestadas por la dictadura. Qué era cierto y qué no de todo aquel relato; qué era lo que le había pasado a Leyla Bshier todavía era un misterio. Para entonces, su padre ni siquiera vivía con ella. Los pocos datos que hasta ese momento existían eran pocos pero contundentes: los restos deshuesados de dos cadáveres, presuntamente de dos jóvenes mujeres, arrojados a la vera de una picada, un camino abierto por huellas en medio del monte. La Dársena. PáginaI12 publicó en marzo de 2003 esa parte de la historia, la noticia de las muertes, sujeta a las palabras de aquel hombre bajo las cuales aparecían las figuras más poderosas del gobierno. Desde la publicación hasta la primera crisis política que empezó a corroer el cascarón del poderío juarista pasaron varios meses. Varios meses en los que los voceros oficiales del gobierno intentaron mostrar, como pudieron, las muertes como producto de un caso policial sin razones políticas y en el mejor de los casos como producto de un carnicero enfermo. “Qué te vas a preocupar de ese caso, son dos putitas”, le dijo Musa Azar alguna vez a un allegado.
Para entonces, la provincia estaba bajo el comando de Nina Aragonés de Juárez, la mujer de Carlos “El Tata” Juárez, el verdadero nombre detrás del poder. Juárez había sido cinco veces gobernador de Santiago gracias a una red de terror, interpretada por un pelotón de malos espías que se ocupaban de noche y de día de tomar nota, papel y cuaderno en mano, de lo que hacían los habitantes de Santiago. Todos. Amigos y enemigos políticos. Adversarios de ahora pero también de quienes en un futuro podrían serlo. En esas notas, compiladas como diarios personales y archivadas durante años en la sede de la D2 de Santiago, la memoria quedó compactada en expedientes secretos que el poder guardó como las llaves de una fortaleza asentada en la extorsión, que le permitía seguir existiendo.
El crimen de Leyla Bshier y de Patricia Villalba, en ese contexto, fue la fisura que permeó la capa de amianto del régimen. Como había sucedido en Catamarca con María Soledad Morales, los padres de las dos muchachas comenzaron a rodear la casa de gobierno cada viernes con las primeras marchas de silencio. Para entonces, las condiciones de hostilidad eran tales que quienes podían hablar desde un lugar de disidencia se escondían en los claustros oscuros de la universidad, refugiados como los cristianos en las catacumbas. Sólo era posible hallarlos a través de contraseñas especiales que no eran otra cosa que nombres de nombres, más o menos confiables, pero bajo el juramento de no revelar su identidad, de no decir quiénes ni cómo eran, de no descubrirlos. Ellos eran muchas de las voces que en 1993 se habían animado a dar los primeros golpes contra el régimen quemando la casa de gobierno durante el Santiagazo, la convulsión política que se disparó cuando la Nación dejó de mandarle fondos a la provincia y la provincia se endeudó con los empleados públicos durante cuatro meses y desató una brutal crisis económica. Muchos de ellos, además, eran quienes mucho tiempo antes habían estado detenidos en las cárceles de Santiago, primero antes del golpe militar de 1976, cuando Carlos Juárez gobernaba la provincia y luego, con la dictadura. Esos que a esa altura eran sobrevivientes de todo fueron una parte de los que le permitieron al mundo exterior ir entendiendo qué sucedía en Santiago.
El 4 junio de 2003 se disparó la primera crisis política. El comisario Musa Azar aún era jefe de Informaciones del gobierno. La mano derecha de Juárez y quien cada mañana le acercaba las últimas noticias. Cercado por la fuerza que empezaba a ganar en la calle, las voces de las familias de las jóvenes, Musa Azar usó sus influencias sobre el achacado matrimonio para manejar la información como más le placía. Una mañana despertó a Nina Juárez indicándole que la culpa de todos los crímenes era del vicegobernador Darío Moreno y que, por lo tanto, tenía que echarlo. Eso fue lo que sucedió ese día. Mientras Moreno se escapaba velozmente en una camioneta, en su huida arrastraba a la provincia a las cámaras de todo el país, dispuestas a grabar la debacle.
Siempre protegido por los Juárez, Musa Azar hizo de allí en más todo lo que pudo para espantar a las cámaras. Puso abogados de uno y otro lado; payasos que hacían de abogados. Personajes vestidos de Cantinflas aparecían en los tribunales y desaparecían, todos los días con una hipótesis distinta. Las decenas de hipótesis iban del carnicero Llugdar a una banda de narcotraficantes tucumanos o de una banda de chicos malos de un barrio pobre que se habían comido los huesos de Leyla en un festín. Hubo espías frente a los hoteles de la prensa. Personas que se presentaron como agentes especiales de Gendarmería y nos llevaron a dar vueltas y vueltas en auto. Presos detenidos y liberados y una sucesión de jueces.
Carlos Leoni Beltrán era el presidente de la Corte Suprema de Justicia que hasta ese momento se apasionaba con la cría de perros. A partir del caso, a los perros les sumó el consumo compulsivo de películas de detectives norteamericanas. Necesitaba encontrar algo, siempre decía, que pudiese explicar ese crimen; algo capaz de espantar esa sospecha de encubrimiento que sobrevolaba al gobierno.
En el medio, algo sucedió. De a poco, la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos de Santiago logró acercarse a la mesa del bar de los tribunales para ganar espacio ante las cámaras. Con un escrito mal hecho, sus integrantes lograron decirle al mundo exterior quiénes eran los Juárez y quién Musa Azar.
Pero Musa cayó sólo cuando los Juárez entendieron, ya tarde, que debían deshacerse de él para sobrevivir políticamente. Recién entonces alguien dejó caer su nombre alrededor de otra mesa de bar, en un hotel, luego de dos vasos de whisky. En esa nueva hipótesis, Musa era el dueño del zoológico del terror donde estaban los animales que habían masticado los huesos de una de las jóvenes.
En el mientras tanto, aquellos que habían (habíamos) llegado a Santiago para espantarnos del horror de las muertes también íbamos cambiando. Dejamos de lado la sangrienta trama policial para quedarnos aferrados a esa lógica política que parecía afectarlo todo. El 1º de abril de 2004, el gobierno de Néstor Kirchner intervino Santiago del Estero. Cómo para no recordarlo. Ese mismo día, el juez federal Angel de Jesús Toledo (nobleza obliga) decidió detener a los Juárez. Musa Azar ya estaba preso. Pablo Lanusse se sentó en el escritorio de Nina Juárez como interventor y se topó con el llamador de un timbre y su teléfono con restos de rouge.
La Justicia ahora cierra una etapa de ese proceso. Tal vez, algo ya está cambiado. Pero todavía nadie dijo quién mató a Leyla Bshier.
//
LA ACTUACION DE MUSA AZAR EN LA DICTADURA Y EL JUARISMO
El hombre temible de Santiago


Por Alejandra Dandan
“El diablo”, dijo Musa Azar una vez, desde la cárcel. “El diablo, no Dios, el diablo tiene que sacarme. No tengo por qué pagar por los crímenes. No pueden seguir adelante con esta justicia.”
Musa Azar quedó preso por el doble crimen de La Dársena, pero las acusaciones que pesan sobre él arrancaron hace tiempo. Entró a la policía de Santiago del Estero en 1974 y permaneció hasta 2003. Según la Justicia federal de la provincia, en todos esos años fue el “jefe y organizador de una asociación criminal montada para el exterminio de personas”. Su lugar fue la Secretaría de Informaciones provincial, la SIDE santiagueña.
En el primer período le organizó la secretaría de informaciones a Carlos Juárez, para entonces a cargo del primer gobierno. Tras el golpe de 1976, en cambio, Musa Azar dejó superficialmente la estructura de la policía pero continuó trabajando como integrante de los grupos de tareas de la dictadura bajo el mando de los represores Antonio Domingo Bussi en Tucumán y Benjamín Menéndez en Córdoba. Entre el primer y segundo período, desaparecieron en Santiago del Estero 150 personas. De ellos, hay 14 desaparecidos del período juarista previo al golpe militar. Todos los casos, muchos de los cuales pudieron empezar a conocerse recién en los últimos años, pesan en las causas que lleva adelante la Justicia federal. Pero entre unos y otros, las víctimas de Musa Azar fueron diferentes.
“La mayoría de los desaparecidos de la primera etapa –dice Antenor Ferreyra, de la APDH– buscaban a opositores políticos: 11 de los 14 desaparecidos eran peronistas opositores a Juárez”. Entre ellos, el más emblemático es el concejal Emilio “Chongo” Abdala, a quien se lo llevaron secuestrado directamente de la oficina del ministro de Gobierno. Era la forma juarista de hacer desaparecer el disenso, y con él a la oposición. En esas organizaciones, Musa Azar era quien allanaba el camino.
En 1983 el nombre de Musa Azar quedó integrando al Nunca Más, recogido por la Conadep y dispuesto para la apertura de una causa que no avanzó hasta ahora por las leyes de Obediencia Debida y Punto Final.
Aun así, Musa siguió en la provincia, en la estructura de gobierno, como jefe de los servicios de informaciones, con cargo de secretario de Estado en el último gobierno de los Juárez. Mientras cambiaban gobiernos y funcionarios o Juárez entraba y salía, Musa seguía estando. Procuró que parte de su tropa estudiara en la Escuela de las Américas. Tiene un zoológico de animales exóticos en el pueblo de Arraga, con mil especies, entre ellas pájaros negros; una casa con las paredes repletas del techo al piso de jaulas con pájaros. Los organismos de derechos humanos locales creyeron en un tiempo que en sus tierras también había cuerpos de desaparecidos.


› LA JUSTICIA CORDOBESA CONDENO POR USURPACION A OCHO CAMPESINOS
Ante la soja, no hay comunidad que valga

Por Adriana Meyer
“Eso era campo abierto, un campo comunero”, dijo el ingeniero agrónomo Jorge Salomón, ex secretario de Agricultura en La Rioja, que fue testigo en la causa. La palabra incomodó al abogado del empresario Martín Buttié y quiso saber su significado. “De uso de la comunidad”, explicó Salomón. “Siempre tuvimos permiso para criar animales ahí hasta que apareció Buttié, que quería cobrar pastaje”, había dicho otra testigo. Estos testimonios no fueron suficientes: ayer la Justicia cordobesa condenó por usurpación a ocho campesinos de la localidad de El Chacho, a pesar de que durante el juicio quedó comprobado que los pobladores estaban ejerciendo la posesión histórica y el uso comunitario de las dos mil hectáreas en cuestión.
“Ahora los pueden desalojar porque, además de seis meses de prisión en suspenso, la sentencia incluye la restitución de la tierra, pero vamos a apelar a Casación porque las familias están indignadas, ni siquiera hubo acusación de la fiscalía, fue una decisión ideológica del juez Ricardo Py”, explicó a PáginaI12 David Sosa, del Movimiento Campesino de Córdoba, al referirse al presidente de la Cámara Unipersonal Penal de Cruz del Eje.
El Chacho está a 290 kilómetros de Córdoba capital, sobre la Ruta 77, cerca de La Rioja. Cuando aún funcionaba el Ferrocarril Belgrano llegaron 200 familias. Ahora que ya no circula les falta el agua, hay energía eléctrica sólo un par de horas al día y carecen de recursos para producir, por lo cual la cría de animales es para la propia subsistencia.
El 4 de septiembre de 2004 estas familias campesinas impidieron que el capataz de Buttié entrara al campo comunitario, denominado La Novena Acción. Varios días después, la policía y el juez de Paz destruyeron el candado del portón de acceso al campo y lo reemplazaron por otro, al mismo tiempo que les advertían que tenían prohibido su ingreso. En diciembre de 2006 el juez civil de Cruz del Eje, Fernando Aguado, reconoció la posesión a las familias y ordenó a Buttié cesar en sus actos contra los campesinos. Pero entonces el empresario los acusó de usurpación.
Durante una inspección ocular los funcionarios judiciales comprobaron la existencia de corrales y un centenar de vacas y caballos, que los imputados Tomás Silva, Roque Farías, Santos Fernández, Prudencio Cuevas Navarrete y Carlos Zalazar señalaron como propios. Buttié llegó al lugar hace cuatro años y adquirió 24 mil hectáreas para plantar soja –dos mil de las cuales son las que están en litigio– a los herederos de don Cecilio Senar, conocido terrateniente de los Llanos Riojanos.
Un policía, hijo de uno de los imputados, terminó de clarificar el concepto de “campo comunitario”. El juez le preguntó si pensaba que su padre tenía derecho a esa tierra. “Sí, tiene animales ahí, siempre lo usó, la gente vive de eso, en el pueblo se usa así porque eso es para la subsistencia. ¿Quién les va a decir que no?”, fue la respuesta. Al ingeniero Salomón le habían preguntado si los “campos comuneros” están previstos por ley. “No sé, pero en la documentación censal agropecuaria se lo denomina así, y así me lo enseñaron en mi profesión”, contestó.



ALEGATO DE LA DEFENSA POR LA MASACRE DE FATIMA
El represor quiere anular el juicio

Por Diego Martínez
El juicio por la Masacre de Fátima, como se conoce a la ejecución de 30 personas en 1976 previo secuestro en Superintendencia de Seguridad Federal, continuó ayer con el alegato en defensa del comisario retirado Carlos Gallone. Los abogados Adrián Tellas y Martín Cardoso reiteraron que su cliente estaba en Mar del Plata y se esmeraron durante tres horas en de-sacreditar a los testigos. Hoy será el turno de la defensa oficial de Juan Carlos Lapuyole.
Miembro del estudio Orgeira que defendió a Roberto Viola en 1985, Tellas planteó que tanto el juez Daniel Rafecas en su elevación, como el fiscal Félix Crous y la querella del CELS en el alegato, se refirieron al rol de Gallone desde el momento de los secuestros. Como fue indagado sólo por la masacre, pidió la nulidad del juicio, sin vueltas. Al final argumentó que los delitos estaban prescriptos, que las leyes de impunidad que la Corte Suprema declaró inconstitucionales y el Congreso nulas son “inobjetables” y que los delitos de lesa humanidad “son amnistiables”.
Cardoso dijo que los testigos sólo “saben de oídas”. En parte es cierto e inevitable: los dinamitados no están; los camaradas de su cliente no hablan, unos por “temor de quedar imputados”, otros porque “desaparecieron de los lugares que frecuentaban”, confió Tellas. Sobre quienes no tocan de oídas, Cardoso objetó que “no deben hablar entre sí” antes de declarar. Como durante treinta años hablaron, infringieron “el artículo 384 del ritual”. El abogado no ocultó sus saberes extrajurídicos. Si Horacio García Gastelú era conscripto en una base naval “lo lógico es que lo hubiera secuestrado la Marina”. “Es poco creíble que pudieran espiar” por debajo de la venda. Si un testigo fue torturado con saña, “¿cómo pudo preocuparse por retener nombres? Deberían tener pánico, rezar”, razonó indignado.
Ambos se esmeraron en cuestionar al testigo Armando Luchina. “Confunde períodos de la lucha contra la subversión” (sic), dijo Cardoso. Consideró “infantil” que, como guardia, el entonces cabo primero no exigiera identificación de superiores y militares. También le resultó incomprensible que se animara a espiar ficheros secretos. Habría desaparecido “en los vuelos”, dijo. La masacre fue “una represalia de otra fuerza” por el asesinato del general Omar Actis, que Gallone, humilde inspector, no pudo ordenar ni impedir. Sugirieron que las catorce víctimas no identificadas “no salieron de Superintendencia, o bien salieron uno o dos días antes” hacia otro centro de detención, escala previa a la masacre. En ambos casos, claro, Gallone no habría participado de los homicidios.



EN EL JUICIO ORAL POR EL CRIMEN DEL MAESTRO CARLOS FUENTEALBA
Sobisch ni siquiera apareció

El ex gobernador de Neuquén estaba citado como testigo, pero comunicó que estaba de viaje. Podría presentarse hoy. Ayer declaró el cabo Poblete, único acusado del homicidio, y dijo que no confía “en la imparcialidad del tribunal”.

Por Elio Brat
Desde Neuquén
El ex gobernador de Neuquén Jorge Omar Sobisch no se presentó a declarar en el juicio oral y público por el crimen del maestro Carlos Fuentealba. Argumentó que estaba en Mendoza “desde hace diez días”. Como el abogado querellante Gustavo Palmieri insiste en que se debe escuchar el testimonio del ex mandatario (“si no se presenta, se lo debe traer por la fuerza pública”, dijo), el tribunal prometió hacer todo lo posible para ubicar en forma directa a Sobisch y que pueda escucharse su testimonio. Anoche se comentaba que se presentaría hoy. Quien sí declaró por primera vez fue el acusado del asesinato de Fuentealba, el cabo primero Darío Poblete: además de presentar fotos con las que pretende probar que él estaba “a 150 metros” de la escena del crimen, aseguró que no confía “en la imparcialidad del tribunal” y que sigue “sin entender las acusaciones” en su contra.
Sobisch envió un fax desde Guaymallén, consignando que no había sido notificado de su citación, pero que se había enterado por “trascendidos de los medios nacionales”. Su hijo mayor, Gastón, en una presentación ante el tribunal, dijo que su padre no había recibido ninguna citación en su domicilio, contrariando la versión de la propia Cámara, que asegura haberla entregado por lo menos dos veces en ese lugar. Con todo, Sobisch expresó su voluntad de presentarse, si aún así lo dispone la Cámara Criminal Nº 1, para “declarar apenas regrese a Neuquén”. En esa dirección, el juez Mario Rodríguez Gómez informó a las partes que hará “todo lo fácticamente posible” para que presente su testimonio hoy.
Afuera de la ex Legislatura provincial, donde se desarrolla el juicio, una nutrida movilización de docentes y trabajadores de distintos gremios se manifestaba ayer en contra de Sobisch, a quien consideran el “responsable político e ideológico de la muerte de nuestro compañero Carlos”. Los trabajadores cumplieron un paro de 24 horas y, ante la ausencia del ex gobernador, el gremio docente de ATEN declaró un “estado de alerta y movilización hasta que se presente y declare”.
“Todos estamos esperando que Sobisch ponga la cara y yo hace más de un año que lo estoy esperando”, dijo la viuda de Fuentealba, Sandra Rodríguez. “A mí me parece que lo que se quiere es dilatar, confundir y que cada vez esto se haga más largo y nuestro dolor sea cada vez mayor. Pero no lo van a poder lograr”, agregó la docente. También opinó que la declaración de Poblete le pareció “improvisada, cínica y falsa”.
En su corta declaración, el policía acusado de matar al maestro se negó a contestar preguntas del tribunal y las partes. Además pidió que se cite a otros policías que pueden testificar que él aparece en las dos fotos que entregó al tribunal. “Yo estoy en una formación donde se ve un auto humeante por lo menos a 150 metros”, dijo. Pese a que esos policías –de apellidos Burgos, Bascuñan y González– ya han declarado en el juicio, el tribunal accedió a que vuelvan a presentarse cuando se proyecten las filmaciones del día de la represión a los docentes en Arroyito, cuando –según la defensa de Poblete– se sacaron las imágenes presentadas como “prueba”.
“Coincido con la fiscalía en que al menos una de las dos fotos está claramente adulterada”, dijo ayer el abogado querellante. Palmieri aceptó que los policías requeridos vuelvan a declarar, “a pesar de que han sido examinados y contraexaminados, e incluso el sargento Burgos identifica a Poblete al lado de él cuando la testigo Marcela Roa increpaba al policía que estaba a su lado, gritándole que él había tirado contra el Fiat 147 donde estaba Carlos Fuentealba”. La docente Roa es una de los tres docentes que identificaron en la sala al cabo Poblete como quien tiró la granada lacrimógena que terminó con la vida del maestro. Es más: la misma docente identificó a Poblete en una rueda de policías realizada apenas tres días después de los hechos, el miércoles 4 de abril de 2007.






LA CORTE DISPUSO CAMBIOS Y UNA AUDITORIA
Cuerpo forense en la picota


Por Irina Hauser
Ellos realizan autopsias, dictaminan si hubo mala praxis, pueden dar con las pruebas clave de un crimen y con el propio autor de un asesinato. Tienen un enorme poder y desde hace años el organismo que integran está sospechado de manejos turbios. Se trata del Cuerpo Médico Forense (CMF), que desde ayer está bajo estricta vigilancia, a raíz de denuncias de los últimos años. Una acordada de la Corte Suprema ordenó realizar una auditoría durante los próximos sesenta días con miras a reformarlo. Para empezar, los jueces supremos decidieron desplazar a su titular, Víctor Poggi, y a su segunda, Rosario Alicia Sotelo Lago.
El nuevo decano designado, el perito Luis Alberto Bosio, así como su vice, Reynaldo Aldo Ludueña, estarán a cargo del organismo mientras dure la investigación interna. La acordada que firmó ayer el tribunal dispone, en uno de sus puntos, derogar el régimen que daba a los titulares del Cuerpo Médico carácter vitalicio en sus cargos, que había sido establecido en 1993 por la Corte menemista. Ahora no podrían permanecer más de un año. A los peritos, en general, les recuerdan que tienen la obligación de asistir diariamente a su trabajo y cumplir con el horario mínimo que fija el Reglamento para la Justicia nacional.
El caso que fue puntapié para el fallo sobre libertad de expresión que firmó ayer la Corte (ver aparte) fue, precisamente, una investigación emblemática sobre irregularidades en el CMF. Un grupo de 31 médicos forenses estaba acusado de encubrir con una falsa pericia a dos colegas que habían negado la existencia de mala praxis en la muerte, en 1992, de una mujer que estaba por dar a luz en la Maternidad Sardá. Los peritos fueron procesados y también sobreseídos. En la Corte insisten en que esta historia, que estalló a fines de los noventa, no tiene relación directa con la decisión adoptada ayer.
Después de aquel escándalo siguieron lloviendo denuncias comprometedoras contra el CMF que, en rigor, depende del alto tribunal. Algunas de los últimos años habrían sido tomadas por el nuevo secretario general de la Corte, Alfredo Kraut, quien informó “la existencia de irregularidades” en el cuerpo, según dice la resolución suprema de ayer. Para la nueva investigación se creó una comisión que integran dos peritos médicos jubilados, un prosecretario letrado y un contador.
Las presuntas manipulaciones en la asignación de peritos para realizar autopsias o dirimir casos de posible mala praxis estarían a la orden del día. También existirían sospechas de manipulación del orden de mérito de los concursos para integrar el CMF.
Los médicos forenses intervienen en todo crimen, en toda muerte, y tienen otras tareas como –por ejemplo– revisar a los imputados en causas penales. Sólo a modo de ejemplo: un informe de médicos forenses fue el que determinó que el represor, jefe operativo de la Triple A, Rodolfo Almirón, extraditado desde España, consiguiera la detención domiciliaria y que todavía no haya sido indagado, si es que alguna vez lo será.
Así como hay quienes cuestionan al CMF, hay quienes lo eligen: en el juicio en el que se busca determinar si son hijos de desaparecidos, los hijos adoptivos de la directora de Clarín, Ernestina Herrera de Noble, pidieron que sus estudios de ADN sólo se realicen a través del CMF y no del Banco Nacional de Datos Genéticos del Hospital Durand.












No hay comentarios: